martes, 7 de octubre de 2008

"LA NIÑA DEL EXORCISTA" Y OTROS CUENTOS...

Cada niño es un mundo. Ni más ni menos que cada adulto... No se pueden hacer generalizaciones del tipo: "Los niños/as son odiosos", pero, obviamente tampoco "Los niños/as son encantadores". Hay niños adorables... y otros no tanto.

Dicho esto se entenderá que, aunque en general soy de la opinión de que trabajar con niños de 0 a 3 años es de lo mejor que se puede hacer en la vida, desde hace poco he concluido que hay niños difíciles de tratar... esto lo tenía bastante claro desde el punto de vista teórico, pero el otro día eso se materializó en una niña... Llamémosla "X"

La niña rubita, monísima y super encantadora estaba alegremente jugando con sus amiguitos en clase. Me tiene tan vista como todos los demás: sabe quién soy, no le pillaba de nuevas... Pero cuando la maestra le dijo "X, ¿Te vas tú ahora con Ana?" dijo claramente que no y puso cara de mosqueo. La maestra (quien me había hablado a principio de curso del peculiar modo de actuar de esta niña ante las nuevas situaciones) la cogió en brazos, la llevó hasta mi aula y luego se marchó, dejándome a mí sola con ella. Os prometo que no había conocido con tanta claridad hasta ese momento el significado del verbo chillar. La cara de mosqueo se transformó en cara de odio y la niña, haciendo gala de unos pulmones que ya querría para sí Mónica Naranjo, demostró con total claridad que no significaba no. Le faltó soltar espumarajos por la boca y empezar a insultarme (por suerte aún no ha sido capaz de desarrollar un vocabulario tan depurado)... Tras media hora de chillidos se calmó, y pasó la otra media mirándome muy seria, pero ya menos mosqueada...

Nunca se sabe cómo va a reaccionar un niño ante una nueva situación. En esta niña esa es su forma de actuar ante las situaciones desconocidas. La segunda vez que la cogí la cosa mejoró sustancialmente, y espero que a la tercera (como dice el refrán) vaya la vencida, y consiga, por fin, que me hable un poquito y haga alguna cosa...

11 comentarios:

Alana dijo...

Madre mía con la niña.. Deberías tener piruletas en el despacho.. ibas a ver como se lo pensaba dos veces! jejeje

ERTAI dijo...

jajajajajaja!!! Solo le falto subirse a la mesa y darte dos ostias!!! jajajajajajajaja

Amparo dijo...

La has vuelto a coger??!!!
Venga!! espero que a la próxima vaya mejor... seguro que acaba cediendo, tu firme!!!
Por cierto!!! Tengo algo para dejarte, a lo mejor te interesa fotocopiarte algo para las preguntas y reuniones con padres...
Son articulos dedicados a la etapa 0-3... con algunos no del de acuerdo pero en general estan muy bien. Si nos vemos el próximo lunes te los llevo, ok???
Feliz puente!!!!

sacris dijo...

¿Piruletas? ¿Con esa niña? ¡¡Agua bendita tenias que tener!!

martiks dijo...

jajajajajaja eso me recuerda al pediatra del hijo de mi hermana, que es amigo de la familia y siempre comentaba que se sentía el hombre más odiado del mundo por los niños, xq nunca olvidan el día de las vacunas

Cora dijo...

vaya con la niña, que caracter... imaginala a los 15 cuando los padres no la dejen volver tarde de fiesta... los ata a la cama..jeje
paciencia... a ver si mejora su comportamiento.. pero nada de mimos, que a esas hay que darles caña... que sino, se ponen aun peor

GenX dijo...

Desde luego la niña tiene genio, por lo que dices debe ser como el niño del anuncio de condones pero a lo bestia. Ánimo que seguro que la dominas en breve.

Pd: Muchas gracias por tu comentario en mi blog.

Cristina dijo...

Holaaa los niños son así,se puede aprender mucho de ellos pero uno no puede olvidar lo que son,tratarlos con respeto pero disciplina me pregunto que le dijiste cuando ella lloró?le hablabas,la mirabas, no sé me ha parecido muy interesante tu post.
Un besoo

Sub dijo...

ánimo!!!!! usa el chantaje :)

Sub dijo...

Mucho ánimo con la niña! Yo con mis sobris uso el chantaje "o te callas o ..." y siempre funciona jajaja
Un besito

potsis dijo...

En fin, que se puede decir en estos casos, pues paciencia, y suerte, y ¿tienes protección auditiva?

Un saludo.